PADEL UP LOGO

Pádel visto desde la grada

5 consejos para jugar contra gente que ABUSA de los GLOBOS

Globo pádel

Cinco consejos para jugar contra gente que abusa de los globos

 

Los hemos sufrido todos, tarde o temprano nos cruzaremos con ellos. Son esos jugadores que se quedan al fondo de la pista y se dedican a tirar globos y más globos a sus rivales sin, en muchos casos, siquiera subir a la red.

No sabes porque lo hacen y te parece hasta un error pero, de repente, te das cuenta de que estás por debajo en el marcador. Has caído en su trampa, en la red que llevan tejiendo todo el partido.

¿Cómo se sale de ella? No te preocupes, en Padel Up te vamos a dar cinco consejos para que ganes los partidos contra rivales que abusan de los globos. Son estos:

 

  1. Identifica por qué lo hacen.

Lo primero que debemos hacer es saber por qué nuestros rivales juegan globos sin parar. Se puede deber a que son rivales que no confían en sus golpes más ofensivos, que tienen aversión al riesgo o que no están demasiado seguros en la pista.

O puede deberse a que han identificado en nuestro juego una debilidad y están atacándola constantemente. Debemos hacer examen de nuestro juego y del suyo, y saber si estamos fallando continuamente los remates, las bandejas y las salidas de pared y por eso nos hacen un globo detrás de otro.

También hay que saber si nuestros rivales simplemente son especialmente buenos haciendo globos y que es su golpe más fiable. Puede que nos estemos enfrentando a dos jugadores que basan en dicho golpe sus posibilidades de victoria y eso nos lleva al siguiente punto.

  1. El globo no es solo un golpe defensivo

La idea preconcebida es que un globo es un recurso defensivo y, en muchas ocasiones, es así. Nos permite quitarnos la presión, recuperar el equilibrio en la pista y nos da tiempo para respirar. Pero también es una forma muy buena de ganar espacio, de avanzar y de recuperar la red. Un buen globo es siempre un gran punto de partida para el ataque.

Por eso hay que darse cuenta de para qué están usando nuestros rivales ese golpe. ¿Lo están haciendo para quitarse de encima nuestra presión, o para atacarnos sin piedad y mandarnos al fondo de la pista?

Debemos dar respuesta a estas preguntas y actuar en consecuencia. Si están agobiados y por eso tiran del globo, debemos mantener esa presión. Pero si lo que quieren es mandarnos hacia atrás y arrebatarnos el control de la red, quizás sería bueno recurrir más a la bandeja para impedirles el avance.

  1. Posiciónate mejor

La posición en una pista de pádel es clave. Y lo es todavía más para responder con contundencia a los rivales que nos están tirando muchos globos. Si has identificado que se está dando esta circunstancia, debes recolocarte.

Un buen ejemplo de esto lo encontramos después de sacar. Es normal que tras el saque subamos rápidamente a la red para dar esa primera volea. El problema es que el rival nos manda hacia atrás con un globo, nos interrumpe el avance y encima nos cambia la inercia mandándonos atrás y obligando a nuestro compañero a acompañarnos, perdiendo así la red.

En estas situaciones es bueno no subir con tanta velocidad, contemporizar y atacar la bola con más comodidad más cerca de la línea de fondo. Eso nos permitirá atacar mejor y tras ese golpe, que debería complicar al rival, avanzar para ganar la red. Hay que tener cuidado con esta opción, pues el rival se adaptará si lo hacemos continuamente.

  1. Presionar con la volea tras saque

Lo dicen todos los entrenadores del mundo: la primera volea tras el saque no es negociable, tiene que entrar sí o sí. Y es una verdad innegable, pero no inamovible.

Si estamos arriesgando muy poco con esa primera volea y dejando una bola cómoda para nuestro rival, tenemos que aumentar la intensidad del golpe. Hay que apretar y presionar para evitar que nos responsa con un sencillo globo que nos complique el punto.

Eso, claro, subirá el riesgo y las posibilidades de fallar, pero es una circunstancia que debemos asumir y que no tiene que asustarnos. Hay que apretar esa volea y complicarle la vida al rival para que no tenga golpes cómodos y deje de abusar del globo.

  1. Varías tus golpes

Precisamente para conseguir eso, provocar la incomodidad en el rival, hay que variar los golpes. Si jugamos todo el rato golpes que rebotan en la pared de fondo, nuestros contrincantes se acostumbrarán y repetirán los golpes fácilmente, tendrán el globo a placer.

Para sacarles de ese marco hay que variar la intensidad y la dirección de nuestros golpes. Es cierto que es sencillo hacer un globo tras salida de pared de fondo, pero no lo es tanto tras una doble pared en la que la bola se queda más muerta o que gana velocidad.

Tampoco es fácil hacer ese golpe si la bola acaba de rebotar en la verja o si hemos dejado una volea o una chiquita. Debemos aprovechar eso para hacer que nuestro rival se mueva, esté incómodo y nunca sepa que esperar de nuestros golpes.

 

Esperamos que estos pequeños consejos te ayuden en la pista. Si lo han hecho, recuerda compartirlos con tus amigos, ¡pero no con tus rivales!

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados

Carlos Huélamo Foto

Carlos Huélamo

BLOGGER & PODCASTER

Deportista y ex-profesor que disfruta del pádel y opina en el blog y podcast todas las semanas.

Carlos Huélamo

Top Artículos
Foto Antonio Martín Padel Up

Antonio Martín

PERIODISTA & PODCASTER

Periodista. Fallando salidas de pared de revés desde 1991. @antoniomg16

Antonio Martín

Recomendaciones

Mejores Palas 2021

Explorar